Inicio » Diagnóstico precoz » Durante el verano, atención con la fascitis necrosante

Durante el verano, atención con la fascitis necrosante

Durante el verano hay que prestar atención con la fascitis necrosante (FN). Se trata de una infección de la piel y partes blandas producidas por diferentes bacterias, conocidas como “bacterias que comen carnes”. La FN tiene una evolución rápida y progresiva que requiere un diagnóstico temprano y un tratamiento oportuno. Habitualmente se trata de una herida de la piel infectada que se disemina rápidamente a los tejidos blandos, fascias y músculos. La fascia, que da nombre a la FN, hace referencia al tejido que cubre los músculos y tendones. Otras veces la entrada puede ser una quemadura, picadura de insecto o una simple magulladura.

El cuadro clínico  de la Fascitis necrosante se caracteriza por una piel endurecida, caliente, brillante y dolorosa. En unos pocos días la piel se rompe formado ampollas, evolucionado a un estado gangrenoso. Más tarde aparecen los síntomas indicativos de la diseminación general de la infección: fiebre, hipotensión arterial y postración. La situación se vuelve grave y se requiere hospitalización en cuidados intensivos. El paciente requerirá sin demora, cirugía para eliminar el tejido necrotizado y antibióticos de amplio espectro. La mortalidad es elevada, con variaciones entre un 30 % y un 90 %.

Las bacterias que más frecuentemente originan esta afección son el Estreptococo grupo A y el Estafilococo aureus. Existe un caso particular de FN que es ocasionada por el Vibrio vulnificus (ilustración). Se trata de una bacteria presente en los productos del mar, especialmente mariscos. Igualmente, pueden provocar una fascitis necrotizante grave. Su ambiente favorito son las zonas costeras con temperatura por encima de los 18 ° C.

Medidas preventivas:

  • Lave con agua y jabón todas las lesiones que hayan dañado la piel.
  • Cubrir con vendaje limpio hasta su curación.
  • Si tiene una herida abierta o infectada evite el baño en jacuzzi, piscinas, ríos y mar.
  • Usar guantes, calzado y ropa protectora al manipular mariscos crudos.
  • Consulte a su médico si tiene una herida punzante o profunda.

José Antonio Gelpi Méndez | Director de Divulgación Médica en Cualtis

2 thoughts on “Durante el verano, atención con la fascitis necrosante

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *